Publicado En: Jue, feb 22nd, 2018

Ignacio Zúñiga, el exitoso joven empresario que fundó IMPOPARTES, importación de repuesto automotriz

Ignacio-Zuñiga-Impopartes-CEO

Ignacio Zúñiga

El exitoso emprendedor que a los 23 años de edad, posiciona con éxito su empresa “Impopartes”, en el mercado del repuesto automotriz.

Ignacio Zúñiga, es sin dudas un referente en el emprendimiento joven. A sus 23 años de edad, el estudiante de Ingeniería Comercial oriundo de Chiloé, nos cuenta cómo empezó desde cero su negocio de importación de repuestos para autos de lujo. Tras tres años desarrollando con éxito su emprendimiento, hoy inaugura las oficinas de IMPOPARTES, en La Dehesa, para recibir a sus clientes.

¿Cómo decides comenzar este negocio?

Todo comienza cuando mi padre compra un auto para mi mamá. A los pocos días, el auto tuvo un problema con un repuesto. De inmediato llamamos al concesionario de la marca y el repuesto no estaba disponible, había que importarlo y el precio era muy alto. Decidí investigar en Internet buscando opciones y me di cuenta de que no existían alternativas para comprar repuestos nuevos en Chile y a un precio adecuado. Frente al problema, decidí importarlo, transformándose en mi primera importación.

¿En qué momento decides transformar la importación en tu emprendimiento?

Bueno, el auto volvió a necesitar repuestos así que tuve que repetir el ejercicio. Esta vez fue todo más fluido y me di cuenta que se podía transformar en un servicio. Anteriormente me dediqué a arreglar computadores en Chiloé, ya que soy informático, así que partí arreglando uno que otro y al poco tiempo era un tipo de 14 años ganando buenos recursos. Siempre he buscado de una u otra forma emprender y generar mis propios recursos. Continuando con esa forma de enfrentar la vida que comenzaba a darme buenos resultados y un grado de independencia, es que me fue más fácil decidir dedicarme a la importación de repuestos. En ese momento, nace Impopartes, cuando yo tenía veinte años. Cabe destacar de que por un par de años fui ahorrando y trayendo repuestos a unos pocos clientes, estableciendo relaciones comerciales con fábricas y exportadores, pero a un ritmo calmado a fin de no afectar mis estudios.

¿Les comentaste a tus padres la determinación que tomaste, en el sentido de abrir tu empresa y dedicarte a las importaciones?

La verdad es que no. Bueno, yo ya estaba estudiando y viviendo en Viña del Mar y mi familia en Chiloé. Honestamente nunca he sido de preguntar mucho respecto a las cosas que decido hacer o emprender. Respecto a este caso, no lo hablé con nadie, sólo cuando llamé a mi papá para decirle que tenía que dejar la Universidad por un tiempo, para concentrarme en armar mi empresa.

En la medida en que el negocio creció, ¿qué medidas tomaste para continuar estudiando?

Bueno, lo primero que hice fue trasladarme a Viña del Mar, dejando Chiloé y comenzando mis estudios y la importación de repuestos. Existió un punto en que vi que el negocio crecía y que ya no tenía tiempo para hacer ambas cosas. Ahí decidí congelar mis estudios, trasladarme a Santiago y comenzar a buscar oficina para emprender formalmente una empresa, que hoy es IMPOPARTES.

Ignacio-Zuñiga-Impopartes

¿Qué complejidades ha presentado este tipo de negocios?

Bueno, como toda empresa siempre existen situaciones complejas que hay que superar. Muchas veces la gente siente que apretando un clic, el repuesto va a estar disponible en el acto y no entienden que lo que estamos haciendo es una importación. Por lo tanto, no estamos ajenos a las complejidades propias de una importación. Muchas veces (dependiendo de la procedencia), hay repuestos que pueden tardar un poco más de lo esperado. Pero sinceramente, creo que somos muy rápidos en la importación; los productos son de muy buena calidad y generalmente tardan como una semana o quince días en llegar. Muchas veces uno compra algo a un proveedor y ese proveedor compra ese repuesto en otra parte. Cuando el repuesto es de lejana procedencia, es muy probable encontrarse con dos proveedores en el camino y eso tiende a atrasar un poco más la llegada del producto. En todo caso, trabajamos con proveedores muy serios y nunca hemos tenido problema alguno.

¿Cómo fue el proceso de instalación en Santiago?

Bueno, no fue fácil. Yo me instalé acá, arrendé departamento y partí trabajando la empresa solo, sin la ayuda de nadie. Lo hice sólo para ahorrar y porque la misión era avanzar así hasta que me viera con los recursos suficientes para instalar mi oficina y contratar a alguien. Eso significaría que el negocio ya estaría creciendo lo suficiente como para dar el primer gran salto. También hay una tema de madurez, ya que cuando uno se instala en una oficina y contrata gente, uno asume la responsabilidad de lo que está haciendo. No es llegar y contratar personal. Cuando ya sentí que estaba preparado es cuando finalmente abrí la oficina de Impopartes acá en La Dehesa. Hoy tengo 5 personas contratadas más 3 externos. En total somos 9 personas trabajando en Impopartes. Es así como este año abrimos la primera oficina y a los pocos meses era tan alta la demanda que nos vimos obligados a cambiarnos a esta nueva, que es mucho más grande.

¿Nunca pensaste en asociarte con alguien?

No, nunca me ha gustado esa idea. A mí me gusta tomar las decisiones solo y ser absolutamente responsable de mis actos. En todo caso, creo que fue la decisión correcta ya que con mi equipo hemos trabajado y crecido en orden, con mucha eficiencia y buscando entregar la mayor excelencia en el servicio y trato a nuestros clientes. Yo creo que la gran clave para el éxito que hemos alcanzado, ha sido la atención a nuestros clientes.

¿Qué nivel de crecimiento han tenido tus ventas respecto del 2016?

Respecto del 2016, nuestras ventas crecieron en un 200%. Estoy seguro que durante el 2018 crecerá aún más.

Tú eres un fanático de los autos, ¿En qué actividades te gusta participar?

Soy fanático de los autos y siempre lo he sido. Mis amistades también son fanáticos de los autos, por lo que los repuestos tienen directa relación con esa pasión que tengo por estas máquinas. Es muy importante saber sobre automóviles, ya que uno debe ser conocedor de lo que está haciendo. Es fundamental “hablar el idioma” de nuestros clientes, quienes generalmente saben mucho y son muy fanáticos de los autos.

¿Cuáles son los principales factores que destacas de Impopartes respecto a su competencia?

Principalmente destaco nuestra gran variedad de opciones para la importación de repuestos. Ofrecemos desde originales hasta alternativos. Hay una gran diferencia de precios dependiendo del tiempo en que tarden en llegar o el país de fabricación. Las diferencias pueden llegar incluso a un 300%. Por eso, es importante que tengamos muchas opciones para para ofrecer. Otra cosa que destaco, es nuestra absoluta preocupación por guiar a nuestros clientes y ayudarlos a tomar la decisión correcta respecto de los repuestos a importar. Nosotros traemos repuestos para todas las marcas europeas y americanas de automóviles y procuramos encargarnos de cada detalle, para entregar una atención de excelencia a todos quienes eligen Impopartes.

Edición Impresa DiarioChile.com

ignacio zuñiga, impopartes

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas html: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>